Yo Soy el Escultor de Mi Cuerpo, Parte 1 (Carbohidratos)

Cuando hablamos de belleza no solo deberíamos enfocarnos en vernos como una estrella de televisión o similares (que son los parámetros de comparación que tenemos por el momento). Si no en observar nuestra alimentación: ¿que vernos a través de ella?.

En la medida que conociéramos que introducimos a nuestro cuerpo a través de nuestra comida diaria encontraríamos esa parte de nuestro «yo» que aparece desconocida.

Existe una relación estrecha entre nuestra visión corporal y lo que solemos comer. Si ves un momento a tu alrededor, encontrarás que según lo que comen las personas presentan un físico y este no coincide con lo que quisieran observar la mayoría de las personas.

Encontramos toda una gama de ideas generalizadas acerca de que debes comer para verte como deseas; por ejemplo: se sugiere que nuestra alimentación debe estar compuesta casi en su totalidad por frutas y vegetales crudos; en realidad si seguimos esta idea no ganaremos mucha más belleza y hasta podemos encontrar problemas de salud. Otro consejo popular: consumir una dieta alta en proteína nos embellece, sin embargo el exceso en el consumo de proteínas se convierte en grasa corporal.
Alimentacion baja en calorias

Que tal si nos visualizásemos como escultores de nuestro propio cuerpo: -yo deseo verme de una forma determinada que me hace conocer a un «yo» que probablemente aún no conozco-. Como un artista requiero de instrumentos para hacer la escultura, en mi dimensión de humano mis herramientas son: carbohidratos, proteínas, grasas, vitaminas, minerales, fitonutrientes y agua.

En esta primera parte iniciaremos con los carbohidratos. Este grupo nutrimental nos aporta el combustible para movernos día a día y si sobrepasamos su consumo se almacenara como grasa en el cuerpo o como carbohidratos de reserva en el hígado. Entonces, si los carbohidratos son uno de los cinceles para hacer mi escultura: ¿cuánto debo de consumir al día?:
Alimentacion baja en calorias

En un formato general los expertos en nutrición indican: Si soy una mujer un mínimo de 4 porciones de carbohidratos al día y soy hombre 5 porciones de carbohidratos al día con un contenido calórico de 70 calorías cada porción.

Estas 4 o 5 porciones pueden provenir de la forma más básica de pasta, arroz, papas, cereal de caja, pan de caja, tortillas, bolillo, azúcar.

Recuerda que tu eres el escultor de tu cuerpo y puedes revelar muchas facetas que aún desconoces de ti mismo a través de tu alimentación.

Publicado en Estilo de vida y etiquetado , , .